Redes Sociales





El 70% de los internautas latinoamericanos ya utiliza redes sociales, el 36,2% de la población total A pesar de que internet se ha instaurado antes en otros mercados como el de América del Norte o el de Europa Occidental, según las estimaciones de eMarketer 299,5 millones de personas en América Latina serán los usuarios de internet este año, exactamente 50% de la población. De hecho, el número de usuarios de internet en la región crecerá 13% este año, aunque las tasas de crecimiento disminuirán en los años siguientes.


La socióloga Sandra González-Bailón expone recientes investigaciones sobre dinámicas de movilización política en el entorno digital

El estudio de las redes sociales del 15-M muestra que la estructura de la comunicación en las protestas digitales es más centralizada y jerárquica de lo que indica la imagen que se proyecta entre el público general. Esta es una de las principales conclusiones de las investigaciones llevadas a cabo por la socióloga Sandra González-Bailón, profesora de la Annenberg School for Communication de la Universidad de Pensilvania.

En una conferencia de la UOC que este martes tuvo lugar en el edificio Media‐TIC de Barcelona –y que fue organizada por el grupo de investigación eGobernanza: administración y democracia electrónica (GADE) del IN3, en el marco del máster de Análisis político y del máster de Administración y gobierno electrónico de la UOC–, esta experta en redes sociales, medios digitales y participación política demostró con datos que el funcionamiento de las redes de comunicación y los mecanismos que se activan en momentos de efervescencia colectiva a menudo se basan en percepciones erróneas.


Soy una persona ocupada y francamente no tengo tiempo para estar en las redes sociales, ni creo mucho en ellas. ¿Qué tan importantes son para efectos profesionales?

No se trata de tener tiempo para “estar” en ellas, probablemente ya estás sin saberlo. Si buscas tu nombre en Google, es muy probable que salga algo sobre ti. En tal sentido, sólo tú determinas si quieres controlar lo que se dice de ti o si prefieres que otros lo hagan.

Por otro lado, si buscas tu nombre y no encuentras ningún resultado es porque no existes en el mundo digital, y quien no existe, no cuenta. Tienes que estar presente por lo menos en Linkedin—la red de profesionales más grande del mundo— porque si alguien necesita saber algo de ti, lo primero que hará es buscarte. Esto incluye a los reclutadores y gerentes de Recursos Humanos (RRHH).

Según una encuesta sobre redes sociales de LHH-DBMPerú, 71% de los gerentes de RRHH busca personal y, de ellos, 54% contrata a través de las redes. A diferencia de lo que muchos podrían pensar, las búsquedas se dan en todos los niveles, incluyendo la alta y mediana gerencia.


Con sus pros y contras, antes de las redes sociales, el fin de una relación de amistad o amor implicaba no saber nada más de la otra persona. Eso es historia. Facebook, Twitter, Skype y WhatsApp, entre otros, dificultan poner el borrón y cuenta nueva. Así, muchos encuentran casi imposible iniciar una nueva etapa sentimental.

En marzo de este año, Sabrina, empleada administrativa de 33 años e hincha de Atlanta, estaba leyendo la versión online del diario deportivo Olé, e hizo clic en un video titulado Viva el amor. En el clip aparecía su ex pareja pidiéndole la mano a su actual novia en medio de la cancha. Ese mismo día, Sabrina se fracturó la muñeca mientras practicaba fútbol femenino. “Salimos durante 10 años y cortamos hace 4. Sin embargo, verlo en Internet aún me desestabiliza”, confiesa.

Es que a pesar de que uno elimine el nombre de la persona que no quiere ver más en Twitter, chats y otros medios, esta medida sirve de poco, ya que siempre hay vías alternativas por las cuales se filtra la información. “Es muy fácil sacar a alguien del Skype, pero el problema son los amigos en común, que etiquetan fotos donde aparecen las personas con nuevos novios o pasándola genial, y a uno le llegan esas notificaciones”, explica Sabrina que, por este motivo, eliminó de sus redes sociales a los amigos que tenían en común y optó por no recibir las actualizaciones de sus ex familiares políticos.


Los motores de búsqueda, más fiables para informarse que los medios sociales Cuando se trata de estar al tanto de la actualidad o de obtener información general, los consumidores de todo el mundo ponen tanta confianza en los motores de búsqueda como en los medios de comunicación tradicionales, y claramente más que la que depositan en los medios sociales. Los datos provienen de la recientemente publicada por el índice de Edelman (Edelman Trust Barometer).

Esta encuesta anual global, en su decimotercera edición, utiliza datos de público con educación universitaria e individuos con un nivel alto de ingresos que siguen los temas políticos y utilizan de forma activa los medios de comunicación. Pese a todo, las cifras no señalan que haya una sola fuente que cuente con plena confianza, lo que sugiere un cierto grado de escepticismo de los consumidores hacia el saturado panorama informativo del mundo actual.

La confianza en los medios de comunicación, según la encuesta, es de hasta un 5% más alta respecto al año pasado, con los motores de búsqueda y los medios de comunicación tradicionales encabezando la lista de las fuentes más utilizadas por el público. Un 58% afirmó que les ofrecen fiabilidad. Por contra, sólo el 41% de los encuestados dijo preferir los medios sociales para noticias generales e información.


Compartir fotos, la actividad preferida de los usuarios de las redes sociales El auge de las redes sociales es imparable. Así lo indica en un reciente estudio la consultora Infotrends, que asevera que cada vez más personas de cualquier edad utilizan estas plataformas para estar en contacto con sus familiares, amigos y conocidos. Un estudio global que viene a corroborar el lanzado recientemente por IAB Spain, con datos del mercado nacional, que afirma que el 80% de los usuarios de Internet en nuestro país ya utiliza estas plataformas.

El estudio de Infotrends, que afirma, además, que de todas las actividades que los usuarios llevan a cabo en las redes sociales la estrella es la compartición de fotos y vídeos, pone de manifiesto que el acceso a este tipo de plataformas es cada vez más maduro. En este sentido, el informe indica que mientras que el crecimiento del uso de las redes sociales fue exponencial entre 2010 y 2011, éste se estabilizó en 2012, lo que supone que está entrando en la madurez que ya tienen otros sectores.


Ya estoy en las redes sociales... y ahora ¿qué? Conviene estar, sí, pero no de cualquier manera. El uso de las redes sociales, el comercio online, los dispositivos móviles…, han entrado de lleno en nuestras vidas y también en el día a día de las empresas. Sin embargo, la mayoría de las pymes no conoce realmente el potencial que ofrecen estos nuevos canales para desarrollar su negocio ni cómo utilizarlos para sacar el mayor provecho. En muchas ocasiones, deciden estar porque “hay que estar”, afirma Juan Merodio, experto en redes sociales. “El primer problema es considerar que es un canal publicitario más. No es así. Es un canal de comunicación y, como en cualquier acción empresarial o de marketing, es fundamental diseñar una estrategia y definir objetivos”.

Otro problema, derivado del anterior, es que la persona encargada de las redes sociales no suele estar preparada adecuadamente, entendiendo que cualquiera puede subir una foto a Facebook o escribir un tuit. “Es importante que, desde el punto vista empresarial, esa persona sepa cómo funcionan las redes sociales y el marketing 2.0, porque la imagen de la empresa en internet depende de ella, es el contacto directo con los clientes. Por lo tanto, una mala gestión puede derivar en un problema de reputación y perder ventas”.


Los blogs son más influyentes que las redes sociales La semana pasada, Technorati, uno de los mayores sitios que monitorean los blogs y su influencia, lanzaron su Technorati Media Influence 2013 Informe Digital con números interesantes que muestran de qué forma gastan su dinero en línea las marcas, y cómo la gente reacciona a este esfuerzo de “branding“.

Hay dos tendencias que me han llamado la atención, dos apuntes que parecen indicar un cambio en los próximos meses, que debe ser de interés para cualquier profesional de marketing en línea.

En primer lugar, echar un vistazo a cómo las marcas están gastando su dinero. Este es un gráfico que muestra que el porcentaje de su presupuesto en línea va a cada sector.


Una de las principales cuestiones que surgen al encararse al Social Media, es su entidad y naturaleza. ¿Se trata de una simple herramienta de comunicación y marketing o es un verdadero activo que la empresa puede emplear de forma estratégica?

Analizando desde una capa superficial, una red social como el Facebook o el Twitter, tiene la apariencia de una herramienta informática, y de hecho puede ser empleada como tal. Todavía analizando sus potencialidades y su manera de funcionar, basada en la inteligencia humana y las relaciones, nos damos cuenta de estar tratando con mucho mas que una simple herramienta. Estamos tratando con un verdadero activo. Un activo de capital relacional y intelectual que se vuelve tangible y aprovechable gracias a una determinada infraestructura informática diseñada con este propósito.

Todavía para comprender más a fondo las posibles implicaciones estratégicas de este activo sobre los futuros modelos de negocio, es fundamental comprender el momento histórico en el cual nos encontramos y que es lo que está pasando con la economía y la sociedad.


La preposición en puede que encierre una clave fundamental para el futuro de las redes sociales. De haber sido escrita al inicio de esta convulsión social e informativa que desde hace unos diez años va camino de convertirse en el karma del año 3000, esta tribuna se hubiera titulado “Atrapados por las redes sociales”, como reflejo de la fascinación creciente que suscita esta moderna técnica de comunicación.

Hoy parece que la fase más dinámica de avance de las redes sociales se ha serenado e incluso las empresas que más beben los vientos por esta nueva forma de interacción comercial y de imagen con sus públicos objetivos han decidido “parar, mandar y templar”, que en clave de comunicación estratégica viene a ser algo así como “utilicemos las redes sociales en clave de gestión de negocio, evitando que la marca se resquebraje por sobreventa”. Al big bang de internet le han seguido como evolución lógica canales de comunicación como Facebook, Twitter o Tuenti, cuyas posibilidades parecían infinitas en sus inicios hasta que el marco dialéctico generado por las redes sociales demanda de algún modo la preposición en.


Los mitos sobre las redes sociales que quedaron en las empresas en el 2012 Conforme se afianzaron como una herramienta de mercadeo, quedó claro que las redes sociales no son un experimento. Sin embargo, en las empresas -si bien se valora su rol porque amplifican el “boca a boca”- desconocen cómo aprovechar realmente su poder.

Un informe de McKinsey revela que esto se debe a que los empresarios y ejecutivos desconocen cómo es que los consumidores discuten en línea sobre los productos y ofrecen orientación a otros en sus compras. También a que no se está midiendo su impacto financiero y es difícil justificar las inversiones en su gestión.

McKinsey subraya que las redes sociales ya no son actividades secundarias y que se debe tener claro cuáles son los mitos que han surgido a su alrededor:

MITO 1- Las redes sociales son para entretenimiento: Identifique las funciones de las redes sociales (monitorear, responder, amplificar y dirigir el comportamiento del consumidor) y cómo, cuándo y dónde influyen en ellos para diseñar estrategias de mercadeo.


Contenido en redes sociales: ¿por qué es tan importante? Hace unos meses les presentamos nuestra guía para la creación de contenido en redes sociales. Vamos a insistir –creo que lo repetimos en todos los posts, pero es para memorizarlo- que el contenido es clave a la hora de tener un proyecto web exitoso. Ya sea una web o un emprendimiento en redes sociales, nuestro éxito en posicionamiento o engagement con usuarios dependerá del contenido. Por ende, hoy vamos a destacar por qué es tan importante el contenido, y cuáles son los métodos que mejor funcionan.

Si nuestro contenido es bueno, vamos a poder tener un mejor posicionamiento, y más interacción por parte de nuestros usuarios. Si no es tan bueno, o no está correctamente ejecutado –esto es importante- no lograremos crear el impacto deseado. El contenido que publiquemos tiene que estar actualizado y ser apropiado para la audiencia hacia la que nos dirigimos, y cuanto más contenido actual tengamos, mejor estaremos posicionados en motores de búsqueda como por ejemplo Google. Con buen contenido, además, y en el caso de publicaciones web, podemos obtener los llamados back links de otras publicaciones respetables a través de los cuales Google nos premiará con una mejor posición. Del lado de las redes sociales, tener buen contenido es premiado a través del EdgeRank de Facebook, y además es un catalizador para obtener más engagement por parte de los usuarios.