Comida y Twiiter





No se si ustedes estarán de acuerdo conmigo, pero algunos platos de comidas tiene un cierto atractivo que invitan a ser compartidas por quienes la degustan. Ante esto las estadísticas no engañan cuando vemos que casi un 52% de las personas fotografían sus comidas (en esto me declaro culpable) y un 19% de ellas, las comparten vía web. Esto nos muestra una tremenda tendencia que puede ser usada positivamente por un chef o dueño de un restaurante.

Y hablando de comida, existen dos formas en las que puedes ‘alimentar’ a tu audiencia para logra un mayor interacción con el público. La primera forma es a través del contenido estratégico, este siempre debe ser bien orquestado, con basamentos gráficos que armonicen con la marca y con una calidad visual que eleva las expectativas de la audiencia. Por demás estaría decir que un restaurante o un chef nunca querrá comprometer su imagen tomando fotos no-profesionales de su menú y publicarlas en su página web o en cualquier otra pieza comunicacional.


Usuarios de Twitter premiaron el buen gusto de @CocinayVino La cuenta de la revista gourmet especializada en recetas, chefs, vino y licores @CocinayVino recibió este jueves el galardón “Sibarita del año” en la edición de los TwAwards, celebrados en la sede de El Nacional.

Los usuarios de la red social premiaron así a un espacio que ofrece consejos sobre preparación de los más exquisitos platos, sugerencias de acompañamiento en comidas, tips de alimentación y bebidas y que además mantiene una activa interacción con los 203.665 followers que tienen hasta la fecha, quienes siempre consiguen una respuesta a sus inquietudes sobre gastronomía.

Las felicitaciones no se hicieron esperar en el timeline de @cocinayvino durante la noche del jueves y siguen aún llegando este viernes. Los manejadores del espacio en Twitter agradecieron el feedback de sus seguidores y se comprometieron con ellos a seguir brindándoles más información de su interés.


El boom de las redes sociales culinarias Las redes sociales permiten ahora, botón “me gusta mediante”, compartir virtualmente el placer de apreciar un plato preparado con cuidado y dedicación, apelando a ingredientes seleccionados con el refinamiento de un orfebre de la cocina.

La nueva moda de la web es así fotografiar y publicar en tiempo real el plato que cada uno tiene delante en el restaurante, en el pub o en su casa con amigos.

Eso no es todo: hoy también cualquier chef improvisado o necesitado de ideas puede recurrir a megabancos de datos culinarios, como Foody, Naked Wines, Vinix y Disharing, o bien utilizar algunas de las numerosas aplicaciones para telefonía móvil que deben su fortuna a la facilidad con que permiten hacer llegar las imágenes de la comida de las hornallas a la web.

De este modo es posible hallar inspiración incluso visual para las recetas o proporcionar esta inspiración a amigos y seguidores en todo el mundo.

El funcionamiento de Foody, la red social de los buenos tenedores, es idéntico al de las demás redes sociales: con el primer acceso se pide al usuario registrarse y se pueden usar como métodos de autenticación las cuentas que ya se tengan en Facebook o Twitter.


La lista cambiaría mucho si se hiciera a partir de los seguidres de Twitter y Facebook

Hace dos semanas tuvo lugar en el histórico Guildhall de Londres la publicación por parte de la revista británica ”Restaurant” de la lista de los 50 Mejores Restaurantes del Mundo, con la asistencia de muchos de los máximos representantes de la gastronomía mundial, convirtiéndose en uno de los acontecimientos gastronómicos más importantes de la actualidad.

La ceremonia se pudo seguir en directo vía streaming y a través de twitter con los hashtag #worlds50best o #50best, tengo que reconocer que la puesta en escena fue espectacular, similar a la entrega de premios de cualquier festival cinematográfico internacional de renombre.

La lista no tenía demasiado interés, ya que antes de comenzar el acto había sido filtrada y ya se conocía el desenlace final, pero si que es cierto, que al terminar la ceremonia, se despertó en mi una enorme curiosidad por contestar algunas preguntas que rondaban en mi cabeza sobre cómo estos super-restaurantes utilizan el SMR (Social Media Restauranting).


Las redes sociales no son sólo el paraíso de las empresas, quienes, a través de ellas, hacen proliferar sus negocios, también de los consumidores, ya que encuentran un medio muy útil para poder expresar su opinión sobre un producto concreto. Lógicamente, los consumidores ahora tienen un arma muy poderosa, tanto, que pueden, incluso, arruinar un negocio.

,

La plataforma más adecuada para comenzar es facebook, debido al número de usuarios que tiene, además de que se puede manejar un producto con un mercado especifico, ya sea por zona o por gustos.

Las pequeñas y medianas empresas restauranteras pueden elevar hasta 20 por ciento sus ganancias con sólo utilizar las redes sociales, subiendo la presencia de su marca y acercándose a su público objetivo.


Para el español Diego Coquillat, experto en redes sociales gastronómicas de Europa, esta interacción comienza antes de ir al restaurante, continúa dentro del local con la experiencia gastronómica y continúa…