Salud y Twitter





Twitter ayuda a la prevención y el control de enfermedades Cómo utilizar los miles de pequeños datos que aportan los usuarios en las redes sociales para mejorar la atención sanitaria y prevenir casos de crisis. Tras varios avances sobre modelos previos, científicos de la Universidad Johns Hopkins han puesto a prueba la última versión de un algoritmo que aseguran que es capaz de filtrar con gran fidelidad los mensajes publicados en cuentas públicas de Twitter para extraer una muestra de datos sobre la que realizar predicciones. El estudio ( PDF) parte de la idea de que “a menudo los usuarios ofrecen públicamente información personal: mensajes como ‘Tengo la gripe’ y ‘enfermo con esta gripe que me recorre todo el cuerpo uhhh’”.
El equipo dirigido por los doctores Michael J. Paul y Mark Dredze ha mejorado el modelo Ailment Topic Aspect, que filtra mensajes por conceptos como “fiebre”, “gripe” o el nombre de algunos medicamentos y excluye por concurrencia otros términos que se pueden utilizar en sentido figurado o mensajes que llevan asociada una dirección web, porque puede hacer referencia a noticias y artículos. También analiza la gramática del mensaje para tratar de determinar cual es la relación entre el usuario y el concepto. Por ejemplo, si se habla de una enfermedad o si la persona que escribe la está sufriendo.

Pusieron a prueba su herramienta durante el brote de gripe que pasó por Estados Unidos el último invierno. Tomaron como referencia 24 millones de mensajes de unos 10 millones de usuarios, de los que se utilizaron finalmente 1,63 millones, y comprobaron que sus resultados eran equivalente al estudio realizado por el U.S. Center for Disease Control and Prevention (CDC por sus siglas en inglés), una institución que recoge sus datos directamente de la asistencia a hospitales.


¿Se puede detectar la gripe por Twitter? Un grupo de investigadores y científicos de la escuela estadounidense de medicina de la Universidad Johns Hopkins creó un método de selección del lenguaje de las personas que le permite dar con los usuarios enfermos de gripe a través de Twitter, según se publica en un artículo de la BBC

Los estudiosos, esperan que el método también pueda servir para detectar otro tipo de enfermedades entre quienes tienen presencia en la red de 140 caracteres.

¿Cómo lo lograron?

Para detectar la influencia en los usuarios de Twitter, los científicos e investigadores desarrollaron un método de selección del lenguaje que permite clasificar los mensajes que hablan de la gripe en tiempo real de aquellos que versan sobre temas causales.


Las redes sociales en el ámbito de la salud podrán convertirse en una estrategia clave en el futuro, pues su potencial es enorme debido a su impacto viral y simplemente al contacto e interacción directa que permitirán tener con el paciente o el cliente.

Sin embargo, hoy en día el uso del llamado social media en salud es muy incipiente en México y en toda América Latina, específicamente entre la industria de medicamentos. Ello debido a la limitación regulatoria. Las leyes actuales en nuestros países impiden promover fármacos o terapias en forma abierta y directa como sí se permite en otros mercados, como en Estados Unidos.

Los laboratorios recurren con gran ingenio a promover sus fármacos sin mencionar nombres de productos. Recordemos por ejemplo grandes campañas de medicamentos para disfunción eréctil, que sin mencionar en ningún momento el nombre de Viagra o Cialis, los laboratorios lograban generar impacto entre sus posibles consumidores representando situaciones o mencionando el nombre del laboratorio, Pfizer o Lilly Icos. Pero han sido casos excepcionales.


“Chicas, ¿habéis visto esto? ‘Twitter ayuda a perder peso’. Pues yo lo estoy utilizando mal, porque si no tenía que haber adelgazado ya 10 kilos”, comenta Mari Pili en la hora del cafecito. “A ver si voy a tener que hacerme uno…”, añade irónica Rosa, anti redes sociales pero -no vamos a engañarnos- con un ligero sobrepeso.

Sin embargo, enseguida se echó a atrás: “Sí, bueno, cualquier cosa puede servir para perder peso, otra cosa es que se consiga. Internet es una fuente inagotable de información; me imagino que con el éxito de Twitter habrá cien mil cuentas sobre dietas, métodos para perder calorías y otras tantas aplicaciones que supuestamente te ayudan a adelgazar”.

“Pues sí, tienes razón: hay un montón de información y recursos… Pero no es eso lo que de verdad ayuda a adelgazar: es el hecho de compartirlo con los demás”, explica Mari Pili. “Vaya, lo que se denomina presión social”, corrige Rosa.


El Social Media ya está presente en todos los ámbitos de la sociedad, incluidos los relacionados con la ciencia o la salud. El estudio publicado en el Journal of Medical Internet Research muestra que 1 de cada 4 médicos consulta varias veces al día las redes sociales con la intención de obtener información médica.

Las redes sociales son asimismo una plataforma de difusión de contenido, el 14% las utiliza a diario para aportar nueva información. Según indica personal médico del departamento de oncología del Centro de estudios sobre el Cáncer de la Universidad Johns Hopkins Kimmel, en Baltimore.

A razón de encuesta, en la que participaron 485 oncólogos y médicos de atención primaria también hemos podido saber que el 61% revisa semanalmente sus perfiles sociales, la misma frecuencia con la que el 46% publica nuevo contenido.


John Mack (Pharmaguy), editor de Pharma Marketing News, un boletín electrónico mensual independiente dirigido a los ejecutivos de marketing de la industria farmacéutica, presentó en el segundo congreso anual de marketing digital en la industria farmacéutica celebrado en Barcelona una ponencia sobre “Pruebas y Tribulaciones de la Industria Farmacéutica en los Medios Sociales”, en la que repasa los hitos más importantes que han tenido lugar durante los últimos seis años así como los principales problemas o fracasos.

P. Según su presentación el primer hito se remonta a abril de 2006. Desde entonces han pasado muchas cosas, ¿no?

R. Inicié mi registro de hitos sobre medios sociales en el sector farmacéutico en 2005-2006 porque fue entonces cuando empezó la era moderna de los medios sociales, con Blogger, por ejemplo. Empecé a bloquear en enero de 2005. Este fue el comienzo de lo que suele denominarse la era de la web 2.0, en la que los usuarios empezaron a disponer de herramientas como Blogger, con las que podían crear contenidos y comunidades.

P. ¿Cuál es su balance de estos años sobre los medios sociales y la industria farmacéutica?

R. La industria farmacéutica fue, en algunos aspectos, pionera en la adopción de los medios sociales. GSK, por ejemplo, ha sido verdaderamente pionera en la adopción del ‘espíritu’ de los medios sociales. Recuerdo que patrocinó un foro digital para dejar de fumar en una web de pacientes antes de 2000. Pero esa fue una experiencia 1.0.


El Caso del Consultorio Odontológico con 2 Millones de Seguidores. ¿Cómo lo Hicieron? Recientemente un humorista hizo un comentario sobre lo sospechoso que se ve, que un consultorio odontológico tenga más de 2 millones de seguidores en twitter, generando varios comentarios escépticos por parte de otros colegas.

Esta “notoria” cuenta de una marca de servicios odontológicos, que invierte grandes cantidades de dinero en publicidad, reúne varios de los errores más frecuentes que se cometen en las redes sociales dentro del área de la salud.

“El principal, querer ganar popularidad forjando rápida y exageradamente la cifra de seguidores”

2 Millones de Seguidores ¿Cómo lo hicieron?

En este punto quizás te preguntes ¿Cómo es posible que en sólo tres años un consultorio odontológico tenga 2 millones 100 mil seguidores en Twitter? y más aun cuando solo envían tweets de autopromoción.
Lamentablemente la respuesta radica en que el responsable de esta cuenta escogió el camino de aumentar el número de seguidores de forma fraudulenta.


Inédito: chilenos podrán seguir un parto en vivo este viernes a ... La Red de Salud de la Universidad Católica informó que por primera vez realizará la transmisión de un parto en vivo a través de la tecnología streaming. Se trata del nacimiento de Lucas Fernando, el primer bebé cuyo parto podrá ser seguido en la web minuto a minuto a través del twitter @fuentemedicauc y el canal de streaming de Cirugía UC.

Para su madre, Verónica Ibaceta, la llegada de su segundo hijo, junto a su marido Cristián Vergara marcará un momento imborrable en sus vidas. Más aún por tratarse de este hito de la técnica y las redes sociales. El caso también es especial porque Verónica tiene 40 años y es portadora de una Hipertensión Arterial crónica con tratamiento hipotensor una complicación que no la privó hace ocho años de tener una cesárea.


Los investigadores de la Universidad de Rochester (EE.UU.) Adam Sadilek, Henry Kautz y Vincent Silenzio lograron ‘enseñarle’ a la red social Twitter predecir si una persona caerá enferma. Sadilek y su equipo estudiaron más de 4,4 millones de ‘tuits’, cuya locación estaba identificada por GPS, de más de 600.000 usuarios de Nueva York durante un mes. Ellos enseñaron le al sistema a analizar la información de los amigos de un individuo, la posibilidad de encuentros con gente enferma que viva cerca del usuario y la difusión del virus en la parte de la ciudad donde vive esta persona. El servicio es capaz de reconocer los mensajes de personas sanas y de enfermos. Por ejemplo, tamiza los ´tuits´ metafóricos, como “Esta música me enferma”. Según los autores del estudio, el pronóstico de Twitter llega ocho días antes de que un individuo caiga enfermo y cuenta con una exactitud del 90%. Sin embargo, el sistema tiene sus desventajas. No todos ponen en el estatus su estado de salud. Además, cada persona tiene su propio sistema inmunológico. Así unos se enferman muy rápido, mientras que otros son más resistentes al virus. De todos modos, esa información siempre será inútil, dado que el que está avisado, está armado. Los resultados de su estudio fueron presentados en la vigésimo sexta Conferencia sobre Inteligencia Artificial en Toronto, Canadá.


Redes sociales alientan a padres de niños con raros males Los padres que afrontan un diagnóstico difícil de trisomía 13 y 18 en sus hijos pueden encontrar en las redes sociales una percepción de estos males -causados por defectos cromosómicos- diferente a la que ofrecen los médicos, confirma un estudio.

Ambas enfermedades se presentan por una condición natural en la que una copia extra de un cromosoma está presente en el núcleo de las células, lo cual ocasiona anomalías en el desarrollo, y son más agresivas que el síndrome de Down, que tiene el mismo origen cromosómico, de acuerdo con una investigación de la Academia Estadounidense de Pediatría.

Poco más del 90 por ciento de los niños con estas condiciones muere antes de cumplir su primer año, en muchos casos poco después de nacer, mientras que los sobrevivientes tienen discapacidades significativas, razón por la cual los médicos generalmente no recomiendan intervenciones y los pacientes sólo son tratados con paliativos.


Los medios sociales en el ámbito de la salud (salud 2.0) ayudan a llevar el control de los pacientes crónicos, como diabéticos o hipertensos, y a que estos cumplan con las recomendaciones de los profesionales sanitarios. Así coinciden en señalar diversos trabajos presentados en la Jornada de Actualización sobre Factores de Riesgo Cardiovascular organizada por el Hospital Santa María de Lleida en colaboración con la Sociedad Catalana d’Hipertensió Arterial, foro abierto a los profesionales de prevención de enfermedades cardiovasculares.

Un estudio publicado en enero en la revista International Journal of Medical Informatics detalla el potencial de las redes sociales de pacientes, familiares y profesionales sanitarios en las enfermedades de larga duración: “Aumentan la adherencia al tratamiento y la atención que ponen estos pacientes en el autocuidado de su salud”, según los autores, del Instituto de Salud Pública de la Universidad de Twente, en Holanda.


Las farmacéuticas, que en su día fueron reticentes a estar en las redes sociales, han comprendido que el futuro pasa por tener visibilidad en el entorno virtual, por lo que ahora apuntalan sus estrategias de comunicación online. Esa es la conclusión que salió de la tercera edición de las jornadas sobre “Redes sociales en la industria farmacéutica”, celebrada en Londres el 9 y 10 de julio.

Entre los ponentes estuvo Doris Casares, directora de comunicación de la patronal de los genéricos en España (Aeseg), quien, además de narrar las experiencias acumuladas por la asociación a la que representa, analizó la nueva relación entre los laboratorios y las redes sociales. “Las empresas no se habían dado cuenta del enorme potencial que les ofrecen las plataformas sociales”, afirmó Casares durante la conferencia.